•  
  • Síguenos:

Compare Inmuebles

Consejos para buscar una propiedad en pareja

Para buscar una propiedad en pareja hace falta comunicación, entendimiento y llegar a acuerdos que satisfagan a ambos. En CityMax, podrás encontrar departamento en venta en Ciudad de México, y por eso te daremos algunos consejos para tomar decisiones en conjunto y encontrar la vivienda de sus sueños sin arrepentimientos en el futuro.

La crisis de comprar una propiedad en pareja

Tu pareja y tú provienen de diferentes hogares, seguramente de instituciones educativas y núcleo de amigos. Esto contribuye a que tengas diferentes visiones sobre dónde quieren vivir y por qué. Construyen paradigmas que los llevan a preferir características, ubicaciones y condiciones. Por eso es tan común que las parejas pasen por algún conflicto al buscar una propiedad.

Mientras tu pareja quiere una casa grande en las afueras, tú prefieres un departamento en el centro de la Ciudad de México. En ese momento el equilibrio, el sentido común y asesoría profesional son los que los llevarán a tomar una decisión correcta. Comprar su primera propiedad es una decisión que no debe tomarse a la ligera, ya que pasarán años pagando hipoteca o préstamos.

Por eso, ambos por separado deben establecer sus prioridades y pensar en el lugar en dónde quieren vivir. Y conjugar ambas listas. Aspectos como la zona, el tamaño del departamento y la cercanía a sus trabajos importan. En algunos aspectos tendrán que establecer hasta qué punto ceder sin sentirse “fuera del juego”.

Según un estudio Hippo Fast las parejas son el motor inmobiliario en México y los que acaparan hasta un 85% del mercado de nuevas propiedades. Estos compradores buscan créditos de 15-20 años y espacios cómodos para empezar su nueva familia.

Consejos infalibles para buscar una propiedad en pareja

¿Ya hablaron sobre sus expectativas y pusieron los puntos claros? Si es así llegó el momento de lanzarse a la aventura de localizar departamentos en venta o en preventa en DF. Para evitar que durante el proceso surjan conflictos te traemos una serie de consejos para buscar una propiedad en pareja y triunfar.

1. Elijan una zona neutral

El primer desacuerdo entre las parejas que buscan una propiedad es la elección de la ubicación, en especial si trabajan en lugares distintos. Por lo general cada uno buscará la zona que quede cerca de su empleo o de sus familiares y es el punto más difícil sobre el que discutir.

Según su lista de prioridades discutan sobre la ubicación que sea un sitio conveniente para ambos, en dónde se proyecten viviendo por muchos años. La negociación es crucial para evitar arrepentimiento y discusiones futuras.

Lo recomendable es que escojan un punto neutral o cedan según la conveniencia para conseguir el departamento ideal. Por ejemplo: si tú trabajo te permite entrar más tarde en la mañana, te da la oportunidad de tomar el transporte público. Tú pareja quizás no tenga la misma suerte y necesite llegar muy temprano y a tiempo. Así que por lógica lo conveniente es que la propiedad esté más cerca de su empleo que del tuyo.

2. Ser realistas en todo momento

Es importante que ambos estén conscientes de la responsabilidad económica que conlleva comprar una propiedad. Al momento de solicitar los créditos juntos deben evaluar los planes más convenientes para los dos, los plazos de pago y porcentaje mensual. En base a sus posibilidades escoger la vivienda.

Si el presupuesto es reducido lo mejor es evitar endeudarse con departamentos de lujo. A menos que tengan planes complementarios que puedan sustentar en el tiempo esta inversión económica.

3. Definan responsabilidades

¿Quién pondrá el inicial? ¿Quién pagará las primeras cuotas? ¿Cómo se repartirán las responsabilidades? Es necesario discutir los roles que cada uno va a asumir en la compra-venta, así no habrá sorpresas y reclamaciones. Aquí deben evaluar sus posibilidades económicas personales, es decir, quién gana más en su trabajo o cuál tiene acceso más fácil a planes habitacionales.

Es importante que los dos se sientan participes del proceso y que asuman responsabilidades. Nunca se debe minimizar al otro porque “gane menos”, lo ideal es llegar a acuerdos que beneficien a los dos.

4. ¡Nada de familiares!

En los recién casados y en las parejas jóvenes es común que la familia directa (padre y madre) esté inmersa en el proceso de compra-venta de un departamento. Esto puede ser muy tóxico ya que los progenitores intentan tomar el control de las decisiones en la pareja. Ellos tienen expectativas distintas según sea su experiencia de vida.

La pareja debe ser la protagonista en todo momento en la elección de la propiedad. Se pueden tomar consejos de los padres sobre hipotecas o aspectos como el cuidado de la casa. Pero, las decisiones más importantes la toman en conjunto.

5. ¿Venta o preventa?

Si ya elaboraste tu presupuesto evalúa si te conviene comprar una vivienda construida o unirte a una preventa de departamentos en DF. Esta última opción es beneficiosa para quienes buscan revalorizar su casa rápido y ahorrar una buena suma de dinero. Los proyectos inmobiliarios resultan una ganga desde el principio y para las parejas jóvenes son atractivos. Al momento de escoger uno toma en cuenta lo siguiente:

  • Que esté en una zona con expectativas de desarrollo inmobiliario en el estado de México con mínimos problemas en los servicios públicos.
  • La reputación de la empresa inmobiliaria y de construcción involucrada en el proceso.
  • Si la propiedad cumple con sus prioridades mínimas (número de habitaciones, espacios disponibles, comodidades…).
  • Los tiempos de entrega que te ofrece la constructora y si estás dispuesto a esperar.
  • Las posibilidades de plusvalía que ofrece el departamento.

6. Definan su plan de visita a viviendas

Un momento emocionante en la vida de una pareja es ver las primeras propiedades. Para hacerlo establezcan un plan junto a su asesor inmobiliario, este se encargará de enseñarles los departamentos que se ajusten a sus prioridades. Pueden hacer un tour por los departamentos del paseo reforma, Venustiano Carranza, colonia centro y otras zonas de ciudad de México que les despierten interés.

Mientras hacen el tour cada uno por separado deben anotar qué les pareció, los puntos fuertes y débiles de la vivienda y su opinión sincera.

Al terminar su tour compartan las anotaciones para tener mayor claridad sobre sus decisiones. Comparen los puntos fuertes y débiles que observaron y de nuevo negocien. Si tras este plan de visitas no encontraron la vivienda ideal lo mejor es esperar.

7. Buscar un asesor inmobiliario

Este consejo lo habrás escuchado mil veces y es por una buena razón. Ir sin un asesor inmobiliario a buscar vivienda es una carrera riesgosa y que a la larga te hará perder tiempo y dinero. Acércate a la zona en dónde te interesa ver propiedades y pregunta por agentes autorizados y con conocimiento para mostrarte las opciones.

Busquen un buen asesor inmobiliario en México que tome en cuenta sus necesidades y expectativas, no solo las propiedades que necesita vender urgente. Es importante que sean racionales y analicen si cuenta con un profesional que responda a tiempo y con una asesoría personalizada. Pregunten hasta qué punto pueden apoyarlos, es decir, si conocen todo el proceso de compra-venta incluso en los aspectos legales.

8. Negociar los precios

Si ya dieron con el departamento ideal es momento de hacer una negociación. Un buen procedimiento inmobiliario puede llevar a una reducción de hasta un 9 o 10% del costo de la viviendo. Esto es más común si se trata de una propiedad usada. En este punto hay que ser cuidadoso para no dar una oferta demasiado baja que predisponga al propietario.

Utiliza como intermediario al asesor quién tiene conocimiento sobre los procesos de negociación.

Consejos finales para una compra exitosa

  • Asesórense con un abogado sobre los derechos que tienen cada uno sobre la propiedad en caso de separación. Aunque piense que nunca sucederá nunca es mejor prevenir que lamentar.
  • Si ambos pagan la casa, los dos deben firmar y ser propietarios. No dejar a uno con la responsabilidad o en el peor de los casos es el que se quedará con toda la vivienda.
  • Asegúrense de que la propiedad tenga una ubicación ventajosa para los dos. Sea para sus actividades personales o laborales.
  • Evalúen la posibilidad de crecimiento de la zona, es importante proyectarse en el futuro. Según estadísticas en México el promedio de mudanzas en la vida de una persona no supera las 1.8 veces, es decir, no es común cambiarse de residencia.
  • Durante el proceso deben decidir si les conviene una propiedad amueblada o no.
  • Pregunten a los vecinos o averigüen en el periódico si la zona es peligrosa o inestable.
  • Busquen opciones de preventa si tiene tiempo de esperar por la entrega. Es una excelente oportunidad para las parejas jóvenes y con presupuesto reducido.
  • Consigan asesoría con respecto a los planes hipotecarios que más les conviene y si solicitarlos como una unidad familiar.
  • Vean varias propiedades antes de decidir, se recomienda al menos pasar por 8 o 10 para verlas en perspectiva y decidir.

¿Estás en proceso de buscar una propiedad en pareja? No dudes en tenernos como tu opción inmobiliaria y contáctanos a través de nuestra web para conseguir información personalizada y oportuna. Si te gustó esta entrada ¡compártela en tus redes sociales!


img

DGVIT IT

    Publicaciones relacionadas:

    ¿Es importante inscribir mi propiedad en el registro único de vivienda? Por qué debo hacerlo

    En respuesta a esta importante pregunta te indicamos que, en efecto, es muy importante que...

    Continuar leyendo

    Qué es el impuesto de libertad de gravamen y para que me puede servir

    En el instante en que decides adquirir un departamento en Delegación Miguel Hidalgo, existe una...

    Continuar leyendo

    Quiero hacer una promesa de compra-venta ¿Cómo hacerla?

    Cuando logras encontrar la vivienda ideal para comprarla, sin duda alguna que, has alcanzado un...

    Continuar leyendo

    Unirse a la discusión